5 rasgos que determinan tu personalidad

rasgos personalidad

El Modelo de los cinco grandes (Big Five) es uno de los cuerpos teóricos más utilizados para definir y medir la personalidad de las personas. A pesar de que este modelo es ampliamente utilizado en psicología, hay que ser precavido con él (tiene sus fallos). Pero intentemos pasar un buen rato viendo los principales rasgos de personalidad de una forma sencilla y ya me diréis si os sentís identificados/as o si os ha servido para conocer un poco más vuestra personalidad.

Estos son los cinco rasgos que pueden definir tu personalidad: 

Apertura a la experiencia Vs Cerrazón a la experiencia

Este rasgo de personalidad se refiere a la tendencia a buscar y vivir nuevas experiencias.

Las personas abiertas a las experiencias se caracterizan por ser más curiosas y creativas. Les atraen las experiencias novedosas y aprecian el arte y la estética. Suelen estar más abiertas al cambio, su juicio es más independiente, son menos conservadoras, no les agrada la rutina y suelen poseer conocimientos sobre amplios temas debido a su curiosidad intelectual.

En el polo opuesto, cerrazón a la experiencia, se sitúan personas con intereses más convencionales y con ideas más conservadoras. Son más resistentes al cambio y apegados a la tradición. Suelen ser pragmáticos/as y prácticos/as y prefieren lo sencillo y lo familiar frente a lo complejo y novedoso. Y aunque pueden llegar a admirar ciertos rasgos estéticos, lo consideran como aspectos poco prácticos.

Extroversión Vs introversión

De forma popular asociamos la extroversión con ser más sociable y la introversión con la timidez, aunque no es exactamente así. La extroversión se define según el grado en que las personas se muestran abiertas a las relaciones con los demás y proyectan su energía en contextos sociales.

Las personas extrovertidas necesitan estimulación externa, son amantes de la diversión, habladoras y están llenas de energía. Acostumbran a evitar la soledad, disfrutan con la gente, les gusta hablar, expresarse y, en general, se desenvuelven bien en las interacciones interpersonales.

Por el contrario, las personas introvertidas proyectan esta energía hacia adentro. Suelen ser personas reservadas e independientes que prefieren estar solos/as o en grupos pequeños de gente. Tienen pocos/as amigos/as, pero establecen vínculos emocionales muy estrechos con ellos/as. Son más reflexivos/as y tienden menos a la acción.

Responsabilidad Vs irresponsabilidad

Este factor se basa en el autocontrol,en la planificación, la organización, la persistencia hacia el logro de metas y la autodisciplina.

Las personas con alta responsabilidad se caracterizan por ser organizadas, perfeccionistas y disciplinadas. Poseen gran voluntad de logro, están encaminadas a seguir objetivos planeados o a medio/largo plazo, terminan sus tareas y piensan antes de tomar una decisión. Les gusta tener todo ordenado, son puntuales y tienen las ideas claras y los objetivos muy bien marcados. Pueden llegar a ser muy escrupulosos/as, rozar la obsesión por el orden y la adicción al trabajo.

En su polo opuesto se encuentran las personas poco responsables. No se les da bien la planificación, son más informales, descuidadas y espontáneas. No tienen unos propósitos de vida perfectamente definidos y no suelen ser muy ambiciosas.

Amabilidad Vs no agrabilidad

También conocida como cordialidad, afabilidad o sociabilidad. Las personas muy amables confían en la honestidad de la gente, tienden al altruismo y disfrutan ayudando  a los demás. Tienen gran capacidad para establecer relaciones interpersonales amistosas, ya que suelen ser asertivos/as y considerados/as, lo que les hace ser percibidas como personas de confianza.

El polo opuesto está la “no agradabilidad” y no es necesariamente algo negativo. Estas personas tienden a ser escépticas y con pensamiento crítico, atributos necesarios para el desarrollo de la ciencia, por ejemplo. Las personas poco amables o antipáticas tienden hacia el egocentrismo y la hostilidad. Pueden tener dificultades en sus relaciones interpersonales ya que acostumbran a ser un poco arrogantes, poco sensibles, hostiles o incluso intimidantes.

Neuroticismo Vs estabilidad emocional

El neuroticismo, llamado también inestabilidad emocional, es el factor que define cómo las personas afrontan situaciones complicadas.

Las personas con alta inestabilidad tienden a presentar elevada ansiedad, baja tolerancia a la frustración y al estrés. Acostumbran a anticipar posibles consecuencias negativas de los problemas a los que se enfrentan y terminan siendo víctimas de sus sentimientos. Suelen ser personas nerviosas e inseguras, que reaccionan de manera exagerada. Acostumbran a ser pesimistas y puede llegar a ser complicado tratar con ellas ya que son muy temperamentales y cambian de humor con facilidad.

Las personas con estabilidad emocional son capaces de afrontar situaciones difíciles o estresantes de un modo calmado, moderado y flexible. Suelen mostrarse tranquilas, no siendo muy proclives a sentir rabia o a enfadarse, acostumbran a permanecer animadas y no suelen rumiar pensamientos negativos.

¿Te has sentido identificado/a?

Estos 5 grandes factores pueden ayudarte a hacerte una idea de cómo es el perfil de personalidad que más encaja contigo (o de otra persona). Seguramente habrás comprobado que no estás en el extremo de todos los factores, como mucho destacarás en uno o dos; esto no es raro, somos más de grises que de blancos y negros.

Referencias

Allport, Gordon. La personalidad: su configuración y desarrollo. Barcelona: Herder.

Cattell, Raymond. El análisis científico de la personalidad. Barcelona: Fontanella.

Psicologiaymente

Psicología Lugo

Janet Díaz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Notice: Undefined index: opcion_cookie in /home/psicol31/public_html/wp-content/plugins/click-datos-lopd/public/class-cdlopd-public.php on line 416

Notice: Undefined variable: input_porcentaje in /home/psicol31/public_html/wp-content/plugins/click-datos-lopd/public/class-cdlopd-public.php on line 484