Trastorno bipolar | Psicólogo Lugo

trastorno bipolar

El trastorno bipolar es un trastorno mental crónico y recurrente caracterizado por alteraciones patológicas del estado del ánimo. Las fases de la enfermedad, como veremos a continuación, incluyen episodios hipomaníacos, maníacos y/o depresivos.

Según la OMS, el 3% de la población mundial (unas 350 millones de personas en todo el mundo) tienen trastorno bipolar. Suele diagnosticarse a finales de la adolescencia o inicio de la edad adulta, aunque a veces se tarda algo más porque se confunde con la depresión.

Trastorno bipolar tipo I

El paciente presenta, al menos, un episodio maníaco. No es necesario que exista un episodio de depresión o de hipomanía, sin embargo, es habitual que la persona lo haya experimentado anteriormente o llegue a padecerlo en el futuro.

Trastorno bipolar tipo II

Se caracteriza por la presencia de uno o varios episodios hipomaníacos y uno o varios episodios de depresión que preceden o prosiguen a los episodios hipomaníacos. Es decir, el paciente ha tenido al menos, un episodio depresivo mayor y, como mínimo, un episodio hipomaníaco, pero nunca manía.

Episodios:

Episodio maníaco

El estado de ánimo está anormalmente y persistentemente elevado, expansivo o irritable, con un aumento anormal y persistente de la actividad o la energía que dura como mínimo una semana. Esta alteración del estado del ánimo causa un deterioro importante en el funcionamiento social o laboral y puede ser necesaria la hospitalización.

Los síntomas más habituales son:

  • Aumento de la autoestima o sentimiento de grandeza.
  • Disminución de la necesidad de dormir.
  • Hablar más de lo habitual.
  • Fuga de ideas o experiencia subjetiva de que los pensamientos van a gran velocidad.
  • Facilidad de distracción.
  • Aumento de la actividad o agitación psicomotora.
  • Participación excesiva en actividades que tienen muchas posibilidades de consecuencias dolorosas. Por ejemplo: compras descontroladas, relaciones sexuales de riesgo o inversiones de dinero imprudentes.

Episodio de hipomanía

La diferencia principal entre la manía y la hipomanía es la severidad de los síntomas.

En la hipomanía el estado de ánimo está elevado, con un aumento visible y persistente de la energía. Esto provoca un cambio importante del comportamiento habitual, pero no impacta significativamente en la funcionalidad de la persona, no incluye síntomas psicóticos y no requiere hospitalización. Este aumento de energía (durante al menos cuatro días) se caracteriza por:

  • Aumento de la autoestima y sentimientos de grandeza.
  • Aun si hay cansancio, existe una poca o baja necesidad de dormir.
  • Mayor necesidad de hablar o de mantener la conversación.
  • Fuga de ideas o experiencia subjetiva de que los pensamientos van a gran velocidad.
  • Gran facilidad para distraerse.
  • Agitación psicomotora exacerbada.
  • Interés excesivo por actividades que con mucha probabilidad causarán malestar. Por ejemplo: hacer compras de manera repentina e imprudente.

Episodio de depresión

Los síntomas son los mismos que los que se presentan en un trastorno depresivo mayor, están presentes al menos durante dos semanas y provocan malestar clínicamente significativo o deterioro en las áreas sociales, ocupacionales, u otras importantes del funcionamiento de la persona

  • Tristeza.
  • Pérdida de interés o placer en todas o casi todas las actividades.
  • Pérdida de peso significativa (sin hacer dieta) o ganancia de peso o disminución o aumento del apetito.
  • Alteraciones en el sueño: insomnio o hipersomnia.
  • Agitación o enlentecimiento psicomotor.
  • Fatiga o pérdida de energía.
  • Sentimientos de inutilidad o de culpa excesivos o inapropiados.
  • Disminución de la capacidad para pensar o concentrarse o indecisión.
  • Pensamientos recurrentes de muerte, ideación suicida o tentativa de suicidio.

Incomprensión del trastorno bipolar

«Mi pareja está riéndose y a los 5 minutos está llorando, es bipolar fijo».

«Mi madre debe ser bipolar, por la mañana está muy tranquila y por la tarde no hay quién la aguante».

«Mi amigo pasa de quererme muchísimo a no soportarme en un abrir y cerrar de ojos, ¿será bipolar?».

Vulgarmente se suele pensar (o decir) que si fulanito o menganita tiene un humor muy cambiante, pasa de la risa pasa al llanto o del te quiero al te odio, es porque tiene un trastorno bipolar pero NO es así. Las personas que tienen trastorno bipolar no necesariamente cambian su estado de ánimo en un abrir y cerrar de ojos, de hecho, los episodios depresivos suelen durar meses o incluso años (excepto en los/as llamados/as cicladores/as. rápidos/as).

Por favor, no confundamos los cambios de humor de una persona, su dificultad para contener impulsos o para gestionar las emociones, el tener explosiones de ira o tener mal carácter con el trastorno bipolar.

Tratamiento

El trastorno bipolar es una enfermedad que suele requerir medicación de por vida y el tratamiento de elección es farmacológico. La psicoterapia también también es fundamental para aprender a detectar los síntomas de una posible recaída y, por supuesto, saber cómo manejarlos.

Con el tratamiento adecuado la evolución del trastorno bipolar es generalmente buena, pudiendo llevar las personas que lo padecen una vida normalizada. Pero sin tratamiento las recaídas son frecuentes y conllevan importantes repercusiones familiares, sociales y laborales.

Cinco reglas básicas para una buena evolución:

  • Cumplir el tratamiento.
  • No consumir drogas.
  • Seguir horarios regulares de sueño y realizar actividades estructuradas.
  • Realizar un seguimiento.
  • Aprender a detectar los síntomas de recaída.

Bibliografía

American Psychiatric Association. (2013). Diagnostic and statistical manual of mental disorders (5th ed.). Washington, DC.

National Institute of Mental Health (2018). Bipolar Disorder

sepsiq.org

Psicólogo Lugo

Janet Díaz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Notice: Undefined index: opcion_cookie in /home/psicol31/public_html/wp-content/plugins/click-datos-lopd/public/class-cdlopd-public.php on line 416

Notice: Undefined variable: input_porcentaje in /home/psicol31/public_html/wp-content/plugins/click-datos-lopd/public/class-cdlopd-public.php on line 484