¿Por qué te cuesta tanto conseguir tus objetivos?

metas

El porqué no tiene tanto que ver con que tú no seas capaz de conseguir tus objetivos, sino con que los pones mal.

Indispensables

  • Ponte objetivos realistas:

Tenemos cierta tendencia a ponernos objetivos muy poco realistas y, claro, nos quedamos por el camino. Por ejemplo:

Me acabo de apuntar a un curso de alemán para negocios (y tú sin saber contar hasta 10).

Voy a comprarme una casa (sin ahorros ni aval bancario).

Quiero que mi negocio tenga buenos beneficios desde el primer día (sin tener experiencia o cartera de clientes).

  • Ponte plazos realistas:

También suele ocurrir que queremos lograr nuestras metas en muy poco tiempo. Tales como:

Quiero perder 10 kilos en un mes.

En un par de meses tengo que ser buenísimo/a jugando al ajedrez (cuando apenas conoces las piezas).

En tres meses me tiene que dar tiempo a preparar el examen de la oposición.

O a este trabajo con dedicarle un par de horas me llega («extensión mínima 20 folios»).

  • Ponte objetivos coherentes contigo

Adapta tus objetivos a tus rutinas, habilidades, preferencias, tiempo disponible, etc. Por ejemplo:

Si no has hecho deporte en tu vida y además no te gusta sudar, pues el objetivo de ir al gimnasio 6 días a la semana, evidentemente, te va a costar.

Si le tienes alergia a la harina, quizá montar y trabajar en una pastelería o una panadería no es el más adecuado para ti.

Algunas de las consecuencias negativas de no conseguir alcanzar tus metas

Cuando no cumples tus objetivos repetidamente porque los has marcado mal, tu autoestima se verá afectada de forma negativa. Las principales consecuencias son:

  1. Te frustras. Es algo completamente normal, cuando no conseguimos lo que queremos nos frustramos y, evidentemente, no nos gusta la sensación de fracaso.
  2. Te consideras incapaz de alcanzar objetivos. Es muy sencillo que acabes creyendo que no eres capaz de lograr tus metas, cuando el problema no es de tu capacidad sino de que no estás gestionando mal tus recursos, estás siendo demasiado exigente o muy poco realista.

¿Por qué nos ponemos objetivos tan poco ajustados?

  • Muchas veces nos ponemos objetivos en función de los demás, es decir, nos adjudicamos objetivos que no son nuestros. Por ejemplo:

Si mi vecino, mi prima, mis compañeros/as de trabajo y los influencers a los/as que sigo hacen deporte todos los días, yo también tengo que hacerlo. También tengo que aprender a hacer pan. Además de hacer macramé. Y pintar mandalas, por supuesto.

Y no nos olvidemos de ese momento de elegir estudios… ¿Esa carrera la cursas porque te gusta a ti o más bien porque era lo que se esperaba de ti (los deseos de tu padre/madre)?

Perdemos muchísima energía, oportunidades y tiempo pretendiendo alcanzar objetivos ajenos. En vez de poner el foco en lo que queremos conseguir, en lo que nos gusta a nosotros/as, nos centramos en lo que se supone que tenemos que conseguir.

  • También es muy frecuente idealizar el momento de cumplir nuestra meta.

El día que consiga adelgazar 10 kilos voy a ser súper feliz. Cuando apruebe la oposición se acabarán mis problemas. Y de repente llega ese esperado día y al poco tiempo te das cuenta de que te faltan otras muchas cosas.

  • Es posible pensar que con el simple propósito de cambio será suficiente para implicarnos y conseguirlo. Pero no es así. Conseguir nuestras metas requiere de un plan realista, adaptado, elaborado y, por supuesto, de cierto grado de motivación para llevarlo a cabo.

Establece un plan

  1. Necesitas tiempo: ¿Cuánto tiempo tienes disponible? ¿Cuánto tiempo necesitarás? Un objetivo necesita dedicación y el día tiene 24 horas, no hay tiempo para abarcarlo todo. Tendrás que elegir, priorizar y descartar.
  2. Márcate metas que sean importantes para ti.
  3. Planifica: implica saber qué, cómo, cuándo, dónde y para qué.
  4. Elimina etiquetas negativas de tu mente: “soy un/a vago/a, inconstante, etc. Es muy fácil que tu cerebro acabe por creerse esos juicios de valor.
  5. Y, por supuesto, actúa. Nada sucede si tú no intervienes.

Psicóloga Lugo

Janet Díaz

2 opiniones en “¿Por qué te cuesta tanto conseguir tus objetivos?”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Notice: Undefined index: opcion_cookie in /home/psicol31/public_html/wp-content/plugins/click-datos-lopd/public/class-cdlopd-public.php on line 416

Notice: Undefined variable: input_porcentaje in /home/psicol31/public_html/wp-content/plugins/click-datos-lopd/public/class-cdlopd-public.php on line 484